Tu Próximo Libro, ¿debería ser un libro electrónico?

A medida que los lectores de libros electrónicos les van tomando el gusto, ¿los de papel se convertirán en algo del pasado?

Por Bill Camarda

images/ebooks.gif¿Está obsoleto el papel? Después de  500 años, ¿ha llegado el tiempo de tirar a la basura los libros impresos y reemplazarlos con libros electrónicos? Los actuales lectores electrónicos de libros, altamente tecnificados, son realmente mejores que los antiguos de tinta y papel? Echemos un vistazo hacia qué tan lejos han llegado los libros electrónicos y sus lectores digitales y qué tan lejos pueden llegar todavía.

En primer lugar, los libros electrónicos han estado aquí desde hace varios años. Un ejemplo de ello es El Proyecto Gutenberg, del Web, que ofrece más de 25,000 títulos para ser descargados sin costo, incluyendo a casi cualquier clásico imaginable con la antigüedad suficiente como para no tener derechos de autor.  ¿Necesita el “Ulises” de Joyce o “Historia de dos Ciudades” de Dickens o cualquier obra de Shakespeare, Homero, o Twain?  Todos están disponibles de manera gratuita: solamente descárguelo y léalo cuantas veces quiera en su computadora o laptop.

… Si le gustaría hacer eso.  Sin embargo, a la mayoría de las personas no les gusta leer sus libros en sus computadoras.  Y, ya sea para bien o para mal, prefieren leer un material un poco más moderno.  Respondiendo a estas demandas, algunas compañías líderes en el mercado están desarrollando artículos específicos para la lectura de libros electrónicos.  De la misma forma que están creando sitios web de comercio electrónico en donde pueden comprarse y descargarse a la computadora, en formato electrónico, muchos de los libros más vendidos actualmente.

Actualmente, las dos compañías líderes en ese ramo son: Amazon, con su Kindle de $359 dólares y Sony con su Sony Reader de $ 299. (¡Es cierto: los lectores electrónicos de libros no son baratos!) Aquí utilizaremos como ejemplos los lectores digitales de Kindle y Sony, pero tome en cuenta que existen en el mercado otros lectores electrónicos de libros como son: el iRex iLiad y el Cybook Gen3 de Bookeen.

Es parecido a leer un libro normal, pero aún mejor

¿La lectura de un libro electrónico da la misma sensación que leer un libro normal? Es más parecido de lo que podría pensarse gracias a los avanzados métodos de visualización de tinta electrónica que la mayoría de los libros electrónicos utilizan en la actualidad.  Al contrario de lo que sucede con las típicas pantallas de LCD, estos exhibidores pueden leerse fácilmente bajo la brillante luz solar, y son visibles desde cualquier ángulo, casi de la misma forma que el papel. Tienen buena definición y la vida de la batería es mayor que, por ejemplo, la computadora portátil típica.

¿Cuáles son los inconvenientes? La tinta electrónica es en blanco y negro. Por lo que todavía no será posible leer, de manera electrónica, uno de esos libros con maravillosas fotografías que son dignos de ponerse en exhibición en la mesa de la sala.  (Los rumores son en el sentido de que la tinta electrónica de color tardará en llegar uno o dos años).  Asimismo, la respuesta de estas pantallas es lenta cuando uno da vuelta a las páginas; demasiado lenta para algunas personas.

Por otro lado, una vez que uno convierte los libros a forma electrónica, pueden realizar todo tipo de cosas que no podía hacer antes.  Por ejemplo, si uno está leyendo el Kindle y se encuentra con una palabra que no conoce, puede realizar una consulta instantánea en el diccionario incorporado de Kindle. (O, para el caso, buscar algo a través de la conexión gratuita en línea que  Kindle tiene con la enciclopedia Wikipedia).

Y, por supuesto, los libros electrónicos no ocupan espacio: de hecho, se puede guardar docenas (o quizás hasta cientos) en su lector digital y hojearlos a placer.  (Va a ser excelente para los chicos cuando empiecen a aparecer libros de texto en el formato electrónico, lo cual se rumora que sucederá pronto).

¿Qué libros hay y dónde se consiguen?

¿Qué hay de los libros mismos? Generalmente, se compran en línea, en librerías en línea como Sony’s eBook Store (para el lector digital Reader), o en Amazon mismo (para el Kindle). Normalmente, uno realiza sus compras desde una computadora o laptop para luego descargarlos y transferirlos al lector de libros electrónicos.  Existe una importante excepción: el Kindle.  Sus capacidades inalámbricas integradas le permiten seleccionar y descargar  libros a voluntad, en donde quiera que opera la red inalámbrica de datos de Sprint (lo cual quiere decir que en la mayoría de las áreas de los Estados Unidos, pero no en todas).
Esto da como resultado que los libros se convierten verdaderamente en una compra “por impulso”. Si debe uno subir a un avión y no tiene nada que leer, no tiene que conformarse con los libros rústicos de la tienda de periódicos del aeropuerto.  Saque su Kindle y, en un minuto o dos encontrará algo que verdaderamente quiera leer.

Entonces, ¿qué es lo que está disponible en el formato de libros electrónicos? Hay bastantes, pero no todos.  En cualquier caso, la selección de Amazon es la mayor: más de 180,00 libros y periódicos (Amazon declara tener más de 98 de los 112 “mejor vendidos” (best sellers) del New York Times y actualmente cobra solamente $ 9.99 dólares por muchos de los títulos).  En una estimación reciente, Sony ofrece alrededor de 45,000 títulos en su propio formato privado.  Sin embargo, esta compañía ha estado de acuerdo en apoyar el formato EPUB que será utilizado por numerosos editores.  Esto significa que el número de libros disponibles para el Lector electrónico de Sony crecerá drásticamente.

Como sucede con la mayoría de los artículos electrónicos que están comenzando a hacerse populares, los asuntos de los formatos pueden resultar un problema, o algo peor.  El Kindle no puede leer libros creados para el Lector Sony y viceversa.  De tal manera que si uno compra un montón de libros para el Kindle y luego decide que quiere que su próximo lector electrónico sea un Sony, está uno perdido. (Eventualmente, el estándar EPUB puede que ayude con ese asunto: eso esperamos).

No debería sorprendernos saber que los editores de libros tienen tanto temor a la piratería electrónica como las industrias de la música y del cine.  Tienen miedo de que uno comparta sus libros electrónicos con cualquier persona, lo cual redundaría en una disminución de las ventas.  Como resultado de este temor, la mayoría de los libros electrónicos que uno compra estarán “protegidos”  contra la posibilidad de ser copiados de forma ilimitada. Si uno compra un libro electrónico para el Kindle de Amazon, la licencia será solamente de uno, aunque puede ser leído hasta por seis Kindles que sean de su propiedad. (Podemos afirmar con toda seguridad que uno no venderá sus libros electrónicos en la siguiente venta de garage que realice).

¿El Primero en su colonia?

Entonces, los libros electrónicos ¿están invadiendo al mundo? Todavía no.  Según una estimación, las ventas de libros electrónicos aumentaron un 40% el año pasado; pero todavía representan menos del 1% del total del mercado de libros.  Pero, no hay que equivocarse, éste es un artículo electrónico que no va a desaparecer.  De tal manera que si uno compra un lector de libros electrónicos en la Navidad de este año, podría ser la primera persona de su colonia que tenga uno…¡pero no será la última!

Bill Camarda ha estado escribiendo, durante 25 años, sobre tecnología para familias, chicos y otros sectores. Empezó como editor de la revista  Scholastic's Family Computing. Sus 18 libros sobre computación incluyen: Upgrading & Fixing Networks For Dummies (Mejorando y Arreglando las Redes para Dummies) y “ The Cheapskate's Guide to Bargain Computing” (La Guía Cheapskate para Hacer Negocios por Computadora). Vive en Ramsey, NJ son su esposa y su hijo de 14 años.




Gracias por compartir su comentario con nosotros. El texto sera incluido cuando sea revisado por nuestros editores.
Escriba su Comentario:
Nombre:
Correo electrónico:
Comentario (máximo 500 letras):

Permalink | Print | Email

Share this article!